sábado, junio 23Respiro y dejo de Pensar

¿Conoces los nuevos materiales para fabricar esterillas de yoga?

La esterilla de yoga moderna se inventó en los años 80. Hasta entonces, era frecuente practicar yoga sobre una toalla de algodón. Pero el algodón tiene poca tracción, especialmente cuando está seco, por eso era necesario mojar la toalla antes de practicar yoga.

El siguiente avance en los materiales para fabricar esterillas de yoga es el PVC (policloruro de vinilo). Las esterillas de yoga de PVC existen desde finales de los años 80 y son las más vendidas en todo el mundo. El problema del PVC es que es muy contaminante, especialmente porque incorpora componentes como el plomo y otros metales pesados, cloro y ftalatos, que sirven para hacer que el plástico sea más suave y flexible. El problema del cloro es que emite dioxinas al medio ambiente durante el proceso de fabricación o en el caso de incineración de los residuos.

Un avance sobre el PVC es el TPE (Elastómero Termoplástico), un material de altas prestaciones que se conoce como caucho sintético debido a que tiene unas propiedades muy similares al caucho natural, pero a un precio muy inferior.

En realidad, el TPE no es un único material, sino que es una mezcla de caucho natural y un polímero sintético, es decir, un plástico. En consecuencia, este material reúne las ventajas de los dos elementos, en concreto, es elastomérico(elástico) y termoplástico (se funde con el calor). Gracias a sus propiedades termoplásticas se puede utilizar fácilmente en la industria de inyección de plásticopara fabricar artículos como, por ejemplo, una esterilla de yoga.

El TPE es un material más ecológico que el tradicional PVC, ya que no contiene metales pesados como el plomo ni ftalatos. Además, es biodegradable y fácilmente reciclable, lo que no ocurre con el PVC. Esto hace que se alargue mucho la vida de una esterilla de yoga y reduce la huella de carbono.

Además, el TPE no tiene ese fuerte olor característico del caucho, por eso es una buena alternativa a las esterillas de caucho. Además, es mucho más barato.

Como el TPE no es un material tóxico, se utiliza también para fabricar artículos para bebés, como los chupetes y mordedores, que antes se hacían de PVC. Además, el TPE no causa reacciones alérgicas, por eso este material es indicado para aquellos que tienen alergia al latex, algo que es muy frecuente.

Las esterillas de yoga fabricadas en TPE tienen más agarre que las esterillas de yoga de PVC, son más elásticas y absorben mejor los impactos. Por eso las esterillas de yoga de TPE son más seguras y previenen el riesgo de sufrir una lesión durante una sesión de yoga.

Las prestaciones de una esterilla de TPE con mejores que las de una esterilla de PVC, por eso cada sesión de yoga, además de ser más segura, resulta más agradable.

Las esterillas de yoga fabricadas en TPE suelen tener dos capas separadas por una fina lámina de tejido. El objetivo de esta lámina de tejido es evitar que la esterilla se deforme con el uso.

Es frecuente (aunque no siempre es así) que cada una de las dos caras de una esterilla de yoga de TPE tengan colores diferentes (aunque combinados) y que cada una de las caras de la esterilla tenga una textura distinta. una de ellas suele ser ondulada, para maximizar el agarre.

Aunque las dos capas de una esterillas de yoga de TPE están hechas del mismo material, se recomienda poner hacia arriba la cara de la esterilla de yoga con el color más claro, con el fin de que no se ensucie tan rápidamente.

Las esterillas de yoga de TPE son ideales para una práctica intensiva de yoga o para personas muy exigentes que no les importe gastar un poco más a cambio de comprar una esterilla de yoga mucho mejor y más duradera.

Autor: Alejandro Torrijos, propietario de Todo Yoga, la tienda especializada en yoga y meditación.