martes, octubre 16Respiro y dejo de Pensar

Asana de Enero, Postura de la Cobra Bhujangasana

Hemos seleccionado esta asana para empezar una serie de 12 posturas elegidas, una para cada mes del año. Queremos tener en cuenta la estación y el momento que vivimos durante ese periodo, teniendo en cuenta las influencias que se producen y su interacción en nosotros.

Vamos a intentar la práctica:

Comienza acostado boca abajo con los pies ligeramente separados, puedes realizarla con los pies juntos.
Coloca las palmas de las manos debajo de los hombros, con los dedos de las manos apuntando adelante.
Desde el coxis comienza a llevar el pecho hacia adelante y hacia arriba. Extendiendo los brazos hasta  que te resulte cómodo para la espalda, e inhalando aire pausadamente al ritmo del movimiento de extensión.

Que beneficios entre otros puede aportarme:

  • Fortalece la columna vertebral. Estira el pecho, pulmones, hombros y abdomen.
  • Endurece los glúteos.
  • Estimula los órganos de la cavidad abdominal.
  • Ayuda a disminuir el estrés y el cansancio.
  • Abre el corazón y los pulmones.
  • Mitiga la ciática.
  • Es terapéutica para el asma.

Porque es recomendable en invierno:

Esta postura tonifica las cápsulas suprarrenales que segregan la adrenalina, la hormona del dinamismo; y un funcionamiento sano de las suprarrenales supone que se dé un comportamiento y producción normal de la cortisona e inmunización contra ciertas formas de reumatismo.

Esta postura también influye en las glándulas endocrinas, en el tubo digestivo y las glándulas anexas por el estiramiento y compresión alterno del abdomen, que con ella se produce. El aumento de la presión intraabdominal también tiene efecto en los riñones favoreciendo la diuresis.

Y en la caja torácica, la flexibilización de la columna vertebral y la corrección de la cifosis, mejora la condición del tórax, ensanchándolo.

El invierno:

Elemento: Agua
Meridianos: Riñón y Vejiga
Emoción: Miedo, Identidad
Color: Negro, Azul
Chakra: Svadhisthana

Las asanas de invierno son posturas que promueven la activación de la energia en estos meridianos, abriedo las artículaciones y estirando suavemente los grandes grupos musculares asociados a ellos: Paravertebrales, isquiotibiales, aductores, trapecios, cuello, abdominales y pectorales, ayudando a la apertura a través de un estiramiento relajado. Son posturas que se realizan generalmente sentados, doblando hacia delante el tronco sobre las piernas, o tumbados elevando las piernas sobre el torso, aunque también hay algunas posturas hacia atrás.

Pranayama para el Invierno: El pranayama más indicado para esta época es Kapalabhati, aumenta nuestra temperatura corporal, elimina la flema, ayuda a fortalecer el sistema inmunológico, purifica los pulmones y los canales energéticos (permitiendo que fluya el prana más fácilmente), eleva notoriamente los niveles de energía y promueve una mejor oxigenación de cada una de nuestras células.

Meditación en Invierno: La época de invierno es también una temporada para interiorizar y meditar. Intenta hacerlo diariamente el tiempo que puedas, durante el amanecer o el atardecer que son los momentos más propicios del día para entrar en contacto con nuestro Ser. La meditación nos ayuda a tener control de nuestros pensamientos y emociones, nos aleja de las emociones negativas al conectarnos con nuestro interior.

Disfruta de tu práctica

One Comment

Comments are closed.